Información de Cinco Días.

Los trabajadores autónomos que se han visto afectados por la crisis del coronavirus con el cierre de sus negocios durante el estado de alarma, o con una reducción de al menos el 75 por ciento de sus ingresos, han podido acceder al cese de actividad.


Así las cosas, desde el 1 de julio ya están en vigor las nuevas medidas para autónomos que el Gobierno ha publicado en el BOE, y que han sido acordadas con las principales asociaciones del colectivo: ATA, UPTA y UATAE, según informa Europa Press.

Estas ayudas consisten en la reducción de las cotizaciones sociales durante los próximos tres meses para todos aquellos trabajadores por cuenta propia que han estado percibiendo la prestación extraordinaria. Cabe recordar que durante los meses de abril, mayo y junio sus cuotas quedaron exentas, así como la mitad de marzo.

De este modo, los beneficiarios de esta prestación extraordinaria estarán exentos de pagar la cuota de autónomos en julio y contarán con una reducción del 50% en agosto y del 25% en septiembre. Tal y como señala Europa Press, esto se traducirá en un ahorro mínimo de 500 euros para cada autónomo.


Autónomos de temporada, esta vez sí
Los autónomos de temporada, tendrán opción de consultar si cumplen con los requisitos necesarios para acceder a una prestación por cese con condiciones específicas para ellos.

Este colectivo podrá acceder a dicha prestación con efectos del 1 de junio y hasta el 31 de octubre, cobrando el 70% de su base reguladora más la exoneración de las cotizaciones sociales.

Al igual que con el resto de profesionales del RETA, la solicitud para percibir estas ayudas se realiza a través de las mutuas colaboradoras con la Seguridad Social, y en este caso no se requerirá un periodo mínimo de cotización.
Publicado en Noticias
El pasado día 20 se publicó en el BOCM la Orden 668/2020 de 19 de Junio de la Consejería de Sanidad, por la que se establecen medidas preventivas para hacer frente a la crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19 una vez finalizada la prórroga del estado de alarma establecida por el Real Decreto 555/2020, de 5 de junio.

Con carácter general, se recuerdan las siguientes indicaciones:

a) Se asegurará que todos los trabajadores tengan permanentemente a su disposición en el lugar de trabajo agua y jabón, o geles hidroalcohólicos o desinfectantes.

b) Cuando no pueda garantizarse la distancia de seguridad interpersonal de, al menos, 1,5 metros, se asegurará que los trabajadores dispongan de equipos de protección adecuados al nivel de riesgo. En este caso, todo el personal deberá estar formado e informado sobre el correcto uso de los citados equipos de protección.

c) Se adoptarán medidas de ventilación, limpieza y desinfección adecuadas a las características e intensidad de uso de los centros de trabajo.

d) El fichaje con huella dactilar será sustituido por cualquier otro sistema de control horario que garantice las medidas higiénicas, o bien se deberá desinfectar el dispositivo de fichaje antes y después de cada uso.

e) Si un trabajador empezara a tener síntomas compatibles con la enfermedad, contactará de inmediato con el teléfono habilitado para ello por la Comunidad de Madrid o con el centro de salud correspondiente y, en su caso, con el correspondiente servicio de prevención de riesgos laborales. El trabajador se colocará una mascarilla, debiendo abandonar, en todo caso, su puesto de trabajo.

f) En los establecimientos y locales que abran al público la distancia entre el vendedor o proveedor de servicios y el consumidor durante todo el proceso de atención al consumidor será de, al menos, 1 metro cuando se cuente con elementos de protección o barrera, o de 1,5 metros sin estos elementos.

g) Se prestará especial atención a las zonas de uso común y a las superficies de contacto más frecuentes como pomos de puertas, mesas, muebles, pasamanos, suelos, teléfonos, perchas y otros elementos de similares características,

h) Se utilizarán preferentemente las escaleras. Cuando sea necesario utilizarlos, la ocupación máxima de un ascensor será de una persona, salvo que se trate de personas convivientes o que empleen mascarillas todos los ocupantes.

i) La ocupación máxima para el uso de los aseos, vestuarios, probadores, salas de lactancia o similares de clientes, visitantes o usuarios será de una persona para espacios de hasta cuatro metros cuadrados, salvo en aquellos supuestos de personas que puedan precisar asistencia. Deberá reforzarse la limpieza y desinfección de los referidos espacios.

j) Se promoverá el pago con tarjetas.

En cuanto al aforo en el ámbito comercial se señalan las siguientes medidas y limitaciones:
  • Distancia de seguridad de al menos 1,5 m.
  • Medidas de protección e higiene adecuadas
  • Uso de mascarillas obligatorio para mayores de 6 años.
  • Los trabajadores tienen que tener permanente a su disposición agua y jabón, o geles hidroalcohólicos o desinfectantes.
  • Itinerarios para la circulación de clientes.
  • Aforo máximo del 60% hasta el 5 de julio y a partir del 6 de julio se amplía al 75%.
Publicado en Noticias
El Gobierno de España ha publicado una guía, dirigida a profesionales del sector, con recomendaciones sobre el uso y mantenimiento de los sistemas de climatización y ventilación de edificios y locales comerciales.

El documento establece una serie de criterios técnicos para proteger la salud pública, con el objetivo de prevenir la propagación del COVID-19 en espacios y locales públicos con ventilación o climatización mecánica, como pueden ser oficinas, centros comerciales, instalaciones deportivas o culturales, entre otras.

La guía ha sido coordinada por técnicos del Ministerio de Sanidad, del Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico y del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía, con la participación de expertos en salud pública, sanidad ambiental, aerobiología e instalaciones de climatización y ventilación. Se ha tenido en cuenta las recomendaciones de las agencias internacionales, organizaciones profesionales y sociedades científicas.

Las recomendaciones son las siguientes:

1- La guía enfatiza que la renovación de aire es el parámetro más importante. Si es posible, se recomienda un mínimo de 12,5 litros por segundo (l/s) y ocupante, que es el valor que el Reglamento de Instalaciones Térmicas en Edificios atribuye a un aire de buena calidad. Para asegurar este valor mínimo, se puede trabajar en dos direcciones: aumentar la ventilación o reducir la ocupación de los espacios.

2- Es aconsejable verificar que los equipos encargados de la renovación de aire trabajen, al menos, en sus condiciones nominales de diseño y que las posibles pérdidas de carga, especialmente internas al sistema sean mínimas (filtros con colmatación, etc.).

3- Si el sistema dispone de controles específicos de calidad de aire (sondas de CO2, etc.) se recomienda desconectarlos, dando prioridad al caudal del sistema (por horario). En concreto, en horario laboral, se aconseja trabajar con el caudal máximo que permita el sistema desde dos horas antes de la apertura y hasta dos horas después del cierre. En las horas restantes de la semana, incluido fines de semana, es preferible que el sistema continúe funcionando a bajo caudal, pero nunca a nivel inferior del 25% del caudal de aire nominal.

4- En aquellos dispositivos que lo posibiliten, la guía recomienda eliminar o reducir la recirculación del aire siempre que las condiciones de operación lo permitan.

5- En cuanto a los recuperadores de calor rotativos, se aconseja realizar una inspección antes de ponerlos en funcionamiento. En los recuperadores de placas, por su parte, se recomienda verificar las posibles fugas.

6- Si existe un sistema de extracción específico para la zona de aseos u otras zonas anexas a la oficina -como, por ejemplo, vestuarios-, es recomendable mantenerlos activos de forma permanente.

7- Cuando el edificio, en origen, no disponga de sistemas de ventilación mecánica, la guía recomienda la apertura de ventanas accesibles, favoreciendo la ventilación cruzada. Se aconseja realizar una ventilación regular con ventanas incluso en edificios con ventilación mecánica.

8- Se recomienda no modificar la temperatura de consigna ni de calefacción ni de refrigeración.

9- Los rangos reglamentarios sobre humedad relativa -entre el 30% y el 70%- se consideran adecuados, por lo que la guía aconseja mantener los puntos de consigna previamente establecidos en el edificio.

10- En el caso de que en el edificio haya "fancoils", "splits" inductores u otro tipo de unidades interiores de expansión directa, es aconsejable que estos dispositivos funcionen de manera acompasada y solidaria con las unidades exteriores. La guía recomienda aumentar, tanto como sea técnicamente posible, la filtración del aire recirculado si el equipo lo permite, y siempre y cuando se garantice el caudal de aire nominal del equipo.

11- Si el local presenta dificultades para obtener una ventilación satisfactoria, se aconseja el uso de unidades portátiles equipadas con filtros de alta eficiencia HEPA, ubicadas en los espacios a tratar. Es preciso que mantengan un índice de movimientos hora significativo. La eficacia de estos equipos depende de su correcta selección y dimensionamiento, por lo que se debe realizar por técnico competente.

Particularmente, la guía recuerda que no se pueden usar equipos basados en la generación de ozono en locales con presencia de personas y que la Organización Mundial de la Salud advierte contra la utilización de las lámparas UV-C para desinfectar las manos o cualquier otra superficie de la piel. Por tanto, no se recomienda su uso en ambientes en los que haya presencia de personas.

12- El documento considera las labores de mantenimiento tan relevantes como las de operación del sistema. Así, en el supuesto de aquellos edificios y establecimientos que hayan cerrado o cesado su actividad, es recomendable realizar una revisión general de la instalación de climatización antes de la reapertura, limpiando rejillas, difusores, filtros y baterías. Y si la instalación es de ventilación, es conveniente realizar un proceso de purga del aire interior tanto del edificio como del sistema, para lo que bastaría con el arranque del sistema de ventilación para ofrecer un número de renovaciones del aire interior adecuado.

13- La guía no considera preceptivo realizar la limpieza de los conductos si se siguen las recomendaciones anteriores sobre el aumento del aporte de aire exterior, ausencia de recirculación y parada de recuperadores rotativos. Esta recomendación no exime de la preceptiva revisión, una vez por temporada, de la red de conductos según los criterios de la norma UNE 100012.

14- Es aconsejable reemplazar los filtros de aire de acuerdo con el programa de mantenimiento ya establecido en cada edificio. Si el ventilador del equipo lo permite, se recomienda mejorar la eficacia del filtro, siempre que se garantice el caudal de aire nominal del equipo.

15- El documento también estima conveniente revisar y limpiar las unidades de impulsión y retorno.

16- Las labores de mantenimiento deben realizarse de acuerdo con las medidas de seguridad establecidas en los protocolos de cada empresa y según las directrices del Ministerio de Sanidad. En concreto, la guía enfatiza la necesidad de actuar de forma segura en el caso de cambios de filtro. Las medidas de protección serán las habituales, incluyendo protección respiratoria obligatoria y guantes para todas ellas.

17- Ante un posible caso positivo de COVID-19, se recomienda que el espacio donde se haya alojado la persona sea ventilado durante, al menos, cuatro horas. La ventilación debe comenzar al menos dos horas antes de iniciar las labores de desinfección. Dentro del protocolo de limpieza y desinfección del espacio, se recomienda incluir las rejillas de impulsión y retorno de aire; la extracción, la limpieza y desinfección del filtro de la unidad interior si la hubiera (fancoil, split); y la limpieza y desinfección de la unidad interior, si existe, pulverizando una solución desinfectante.
Publicado en Noticias
Información con datos de La Moncloa y de ABC.

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, ha consensuado con las principales asociaciones de trabajadores autónomos (ATA, UPTA y UATAE) la extensión de las ayudas a este colectivo por los efectos de la COVID-19 hasta el próximo 30 de septiembre. Al acto asistieron ayer, 25 de junio, el presidente de ATA, Lorenzo Amor; el presidente de UPTA, Eduardo Abad, y la secretaria general de UATAE, María José Landáburu.


En concreto, las medidas incluyen una prórroga de la exención de las cuotas de la Seguridad Social para los trabajadores autónomos que vinieran percibiendo la prestación extraordinaria, que incluía una ayuda económica y una exención de las cuotas. Así, estos trabajadores no pagarán la cuota de julio y tendrán una exención del 50% en agosto y del 25% en septiembre.

Además, los beneficiarios de la prestación extraordinaria podrán solicitar la prestación ordinaria por cese de actividad, siempre que acrediten una reducción de la facturación del 75% del tercer trimestre de 2020 respecto al mismo periodo de un año antes, entre otros requisitos. Para ello, no necesitarán esperar a que termine el trimestre sino que pueden solicitar la prestación ordinaria cuando estimen que cumplen los requisitos y acreditarlos documentalmente una vez finalice el trimestre.

Entre las nuevas medidas también incluye una prestación extraordinaria por los trabajadores autónomos de temporada.

Más de 1,4 millones de autónomos tienen ahora concedida la prestación extraordinaria (equivalente al 70% de la base reguladora). Esta medida se aprobó en marzo pasado para proteger la falta o merma considerable de ingresos de los autónomos y autónomas en la situación excepcional provocada por la COVID-19 y contribuir a la supervivencia de su negocio.

En opinión de Lorenzo Amor, presidente de ATA, este acuerdo es "un paso fundamental e importante para la protección de los autónomos y, sobre todo, de quienes peor lo están pasando". En este sentido, el máximo responsable de la asociación mayoritaria entre este colectivo, ha destacado que se trata "de propuestas que entendíamos que había que poner en marcha" y recordado que todavía un 10% de los autónomos no hay podido iniciar su actividad o la tiene suspendida. Amor ha apuntado que este acuerdo sea el primero de otros muchos con el Gobierno.

Por su parte, desde la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA) su presidente Eduardo Abad, ha destacado que este acuerdo es "balón de oxígeno" para este colectivo ya "que se esfuman las incertidumbres de miles de autónomos". De igual modo, ha llamado la atención sobre la situación de los autónomos de temporada que "viven de lo que producen en los meses estivales" y que se ha mostrado satisfecho con la prestación extraordinaria que se establece para estos trabajadores.
Publicado en Noticias
La app de rastreo de contagios de coronavirus llevará a cabo su prueba piloto en la isla de La Gomera, en Canarias, según ha informado el Gobierno. El piloto, adjudicado a la empresa Indra por 330.500 euros, arrancará oficialmente el 29 de junio y durará hasta el 13 de julio.

Para llevar a cabo este simulacro, el Gobierno ha reclutado a 300 técnicos que simularán estar contagiados, pasearán por la isla y harán que el sistema se active avisando por SMS a cualquier ciudadano que haya estado más de 15 minutos a menos de dos metros de distancia de estos "infectados virtuales".

Otros países como Alemania, Italia, Suiza o Dinamarca ya están utilizando para toda su población aplicaciones similares con una gran efectividad. Alemania ha conseguido ya más de 10 millones de descargas en todo el país. Según la Secretaría de Estado de Digitalización e Inteligencia Artificial (Sedia), en España podría estar lista para septiembre u octubre de este 2020.

De los 22.000 habitantes de La Gomera, la Sedia espera que unos 3.000 se descarguen la 'app' en sus móviles. Para ello realizará una campaña de concienciación entre la población, con publicidad en medios locales, medios de transporte y otras iniciativas.


¿Cómo funciona el beta tester?

El sistema funciona por Bluetooth. Los móviles, al cruzarse sus usuarios, van intercambiando constantemente códigos cifrados de forma que cada teléfono sabe con quién ha pasado más de 15 minutos a menos de dos metros de distancia. No hay identificación personal, solo se intercambien códigos.


Tras este piloto, la Sedia, Sanidad, la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD), junto con las CCAA, analizarán la utilidad o no de desplegar una aplicación así a nivel nacional.
Publicado en Noticias
El 14 de marzo de 2020 se publicó el Real Decreto 463/2020, de esa misma fecha, por el que se declara el estado de alarma para la gestión de la situación de crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19.

El artículo 4 de dicha disposición establece que, a los efectos del estado de alarma, la autoridad competente será el Gobierno de la Nación y designa una serie de autoridades competentes delegadas para el ejercicio de las funciones a que se hace referencia en dicho real decreto, en sus respectivas áreas de responsabilidad. Por otra parte, su disposición adicional tercera suspendió los plazos administrativos en tanto se mantuviese el estado de alarma.      

Posteriormente, el Ministerio de Sanidad aprobó la Orden SND/325/2020, de 6 de abril, por la que se establecen criterios interpretativos y se prorroga la validez de los certificados de verificaciones y mantenimientos preventivos establecidos en la regulación de seguridad industrial y metrológica. Esta Orden establece que todo tipo de verificaciones reglamentarias (inspecciones, mantenimientos obligatorios, verificaciones metrológicas, etc.) que debiesen haber caducado durante el estado de alarma y sus sucesivas prórrogas, quedarán automáticamente prorrogados hasta los treinta días naturales posteriores a la finalización del estado de alarma y sus prórrogas.

Por último, con fecha 25 de mayo de 2020 se publicó el Real Decreto 537/2020, de 22 de mayo, por el que se prorroga el estado de alarma declarado por el Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo, y cuyo artículo 9 determina la reanudación del cómputo de los plazos administrativos que hubieran sido suspendidos con efectos desde el 1 de junio de 2020.

Durante los últimos días se han recibido en esta Dirección General de Industria, Energía y Minas varias consultas relacionadas con la posible afección de lo establecido en las disposiciones antes mencionadas a las inspecciones y operaciones de mantenimiento obligatorio que es necesario llevar a cabo en las instalaciones y equipos sometidos a reglamentación de seguridad industrial. Tras realizar las oportunas consultas a la Administración General del Estado y con el fin de aclarar las dudas surgidas respecto a estos asuntos, a continuación, se recoge un breve resumen de los criterios generales que aplicará la DG de Industria, Energía y Minas en relación con las distintas situaciones que puedan presentarse al respecto y que incluye varios ejemplos que se estima que pueden facilitar su comprensión y aplicación:

1) Inspecciones que hayan caducado durante el estado de alarma: el plazo máximo para realizarlas está prorrogado hasta que transcurran treinta días naturales posteriores a la finalización del estado de alarma. Es decir, si el estado de alarma termina el 21 de junio de 2020 a las 0:00 h, como parece previsible, y la inspección de una instalación debería haberse realizado el 18 de marzo, su titular tendrá hasta el 21 de julio de 2020 (incluido) para hacerla. La siguiente inspección contará a partir de la fecha en la que se lleve a cabo la inspección, con la periodicidad que tenga establecida el reglamento que se trate (ver punto 4).

2) Inspecciones que caduquen después de que finalice el estado de alarma: los plazos máximos para realizarlas no han quedado prorrogados, por lo que deberán llevarse a cabo antes de la fecha de caducidad. Es decir, suponiendo que el estado de alarma finalice en la fecha indicada en el punto 1), si la inspección de una instalación debe realizarse el día 23 de junio, no existe ninguna prórroga extraordinaria para cumplir esa obligación.

3) Plazo máximo de corrección de defectos detectados en una inspección, que haya transcurrido durante el estado de alarma: Desde el 14 de marzo (fecha de inicio del estado de alarma) hasta el 1 de junio de 2020 (fecha de derogación de la disposición adicional tercera del Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo), quedaron suspendidos los plazos administrativos, por lo que el plazo máximo concedido para la subsanación de defectos en las instalaciones debe considerarse suspendido en ese periodo. Es decir, que si el titular de una instalación fue objeto de una inspección dos meses antes de que comenzase el estado de alarma y le concedieron seis meses para corregir varios defectos graves detectados en el transcurso de la misma, a partir del 1 de junio de 2020 se reanudó el cómputo de plazos y dispondrá aún de otros cuatro meses para proceder a la corrección.

De la misma forma, si la inspección fue realizada durante el estado de alarma (algo que es posible, dado que la actividad de los organismos de control nunca ha estado suspendida) y le concedieron seis meses para corregir los defectos detectados, dispondrá de seis meses   contados a partir del 1 de junio de 2020 para llevar a cabo la corrección.     

4) Nueva fecha de inspecciones que se haya visto afectadas por alguna prórroga extraordinaria: las nuevas fechas de inspección que entren dentro de este apartado se fijarán tomando como referencia la fecha en la que se hizo la anterior inspección completa y no la fecha en la que ésta debió haberse hecho. Para aclarar totalmente este punto, se        recoge a continuación una serie de ejemplos que se considera que cubren la distinta casuística que puede darse:
  • Si una instalación debe ser inspeccionada cada doce meses y su última inspección debería haberse hecho el 27 de marzo de 2020, pero se lleva a cabo el 15 de julio de 2020 como consecuencia de la prórroga concedida por la Orden SND/325/2020, de 6 de abril, la nueva fecha de inspección que deberá ser recogida en el certificado o informe correspondiente será el 15 de julio de 2021.
  • Si se realizó una inspección sobre una instalación durante el estado de alarma, la fecha en la que ésta se efectuó es la que debe considerase en la periodicidad reglamentaria que corresponda. Así, por ejemplo, si una instalación debe ser inspeccionada cada doce meses y su última inspección se llevó a cabo el 27 de marzo de 2020, la nueva fecha de inspección será el 27 de marzo de 2021.
  •  Si una instalación debe ser inspeccionada cada doce meses y su última inspección se llevó a cabo el 14 de febrero de 2020 pero en ella le detectaron defectos graves que le concedieron seis meses para corregir y éstos no se corrigen hasta el 15 de octubre de 2020 y la segunda inspección (esta vez favorable) no se hace hasta el 29 de octubre de 2020, la nueva fecha de inspección a consignar en el certificado de inspección correspondiente será el 14 de febrero de 2021.

5) Operaciones de mantenimiento obligatorio establecidas reglamentariamente: en lo que se refiere a las operaciones de mantenimiento preventivo previstas en los reglamentos, se estará a las mismas indicaciones que las establecidas en los apartados anteriores para las inspecciones. Teniendo en cuenta la menor periodicidad de las revisiones de mantenimiento y que algunas operaciones previstas en las mismas se repiten con el mismo contenido en las sucesivas revisiones, en los treinta días posteriores a la finalización del estado de alarma deberán realizarse todas las revisiones de mantenimiento pendientes, siendo solamente necesario realizar una única vez aquellas operaciones que tengan el mismo contenido.
Publicado en Noticias
El Gobierno autonómico, para determinar la nueva situación en la región tras el Estado de alarma, ha establecido en la Orden 668/220 una primera fase, del 21 de junio al 5 de julio, ambos inclusive; y una segunda parte, a partir del 6 de julio, aunque se contemplan algunas restricciones.

Esta nueva disposición aprobada fija que, con carácter general, el aforo en espacios cerrados sea del 60% y, a partir del 6 de julio, aumente al 75%. En zonas abiertas, principalmente terrazas, la ocupación será del 80% y, a partir del 6 de julio, del 100%, siempre manteniendo la distancia social mínima de 1,5 metros e incidiendo en el uso de mascarilla y en las medidas higiénico-sanitarias.

Estos aforos serán de aplicación en los alojamientos turísticos; locales comerciales y establecimientos minoristas; centros y parques comerciales, con independencia de su superficie; en las bibliotecas, archivos, monumentos y museos; en cines, teatros y auditorios; en instalaciones deportivas cubiertas; en establecimientos de apuestas y juego; en academias, autoescuelas y formación no reglada; en ferias, congresos y eventos; en parques de atracciones, zoológicos y acuarios; y en plazas de toros.

En el apartado de los comercios minoristas, no se aplicarán estos aforos en los establecimientos comerciales de alimentación, bebidas, productos y bienes de primera necesidad; farmacias, tiendas de servicios médicos o sanitarios, de productos ortopédicos e higiénicos y ópticas; peluquerías; prensa y papelería o estancos; combustible para la automoción; equipos tecnológicos y de telecomunicaciones, así como comercio por internet, telefónico o correspondencia; alimentos para animales de compañía; y tintorerías y lavanderías. Todos son considerados servicios esenciales y han permanecido con actividad sin límites, aunque garantizando la distancia de seguridad y el uso de mascarillas.


Transporte
En el ámbito de Transportes, se mantiene el uso obligatorio de mascarilla para los mayores de 6 años sin excepción (salvo los casos establecidos por Sanidad) tanto en el transporte de viajeros como en el de mercancías. En los servicios de transporte público de viajeros por carretera dependientes del Consorcio Regional de Transportes de Madrid se mantiene la posibilidad que se ocupe el 100% de las plazas disponibles, salvo la fila posterior al conductor en aquellos vehículos que no tengan mampara.

En las zonas habilitadas para viajar de pie, la referencia de ocupación se amplía de 2 a 3 personas por metro cuadrado. En todo caso, se sigue recordando que debe procurarse que las personas mantengan entre sí la máxima distancia posible.

En los transportes privados particulares y privados complementarios de personas en vehículos de hasta 9 plazas, se elimina la obligación de que todos los pasajeros del vehículo residan en el mismo domicilio para poder ocupar todas las plazas y se permite que se ocupen la totalidad de los asientos, en lugar de sólo dos plazas por fila de asientos.

En los transportes públicos de viajeros en vehículos de hasta 9 plazas (taxis y VTC), se elimina la limitación de dos pasajeros por cada fila adicional a la del conductor y se permite una ocupación de hasta tres personas por fila de asientos, con independencia de que convivan o no en el mismo domicilio. Se mantiene la limitación que impide ocupar la plaza del copiloto. En el caso de los vehículos de transporte de mercancías, se permite la ocupación máxima del vehículo.

En cuanto a la oferta de transporte público, se establece un nivel de servicio en hora punta del 100% de la oferta disponible que, en todo caso, se adecuará a la evolución de la demanda según establezca el Consorcio Regional de Transportes, previo informe de la Dirección General de Salud Pública.

Por último, se acuerda que los Ayuntamientos, en el ejercicio de sus competencias, sean los responsables de regular el nivel de servicio del taxi, atendiendo a las recomendaciones sanitarias existentes en cada momento y teniendo en cuenta las consideraciones del sector.

Las instalaciones funerarias en todas las áreas de acceso público no podrán superar el 75% de su aforo y los velatorios podrán realizarse en todo tipo de instalaciones, públicas o privadas, debidamente habilitadas con un límite máximo, en cada momento, de 50 personas en espacios al aire libre o de 25 personas en zonas cerrados.

La asistencia a lugares de culto no podrá superar el 75% de su capacidad y las bodas y otras celebraciones podrán realizarse en todo tipo de instalaciones, públicas o privadas, ya sea en espacios al aire libre o cerrados, siempre que no se supere el 75% de ocupación de su aforo. Podrán asistir un máximo de 150 personas en espacios al aire libre y de 75 en espacios cerrados.


Visitas a las residencias
Hasta el 5 de julio permanecerán cerrados los centros de servicios sociales, excepto las residencias. A partir de dicha fecha los centros de servicios sociales podrán ir reanudando su actividad a medida que la Consejería de Políticas Sociales, Familias, Igualdad y Natalidad permita su reapertura estableciendo las condiciones específicas para el desarrollo de su trabajo.

La Comunidad de Madrid va a actualizar la regulación de la actividad y las visitas en los centros socio-sanitarios, teniendo en cuenta la especial vulnerabilidad de los colectivos de personas mayores y de personas con discapacidad, con un nuevo protocolo que entrará en vigor este próximo domingo.

Este nuevo documento se basa en el vigente, pero flexibilizará el régimen de visitas, que se seguirá realizando con cita previa, aumentando el número de personas que pueden acudir para estar con su familiar residente, ya que hasta ahora solo puede ir una. También se incrementará el tiempo de la visita (de momento, se ha mantenido en media hora) y se subirá la frecuencia, dado que con anterioridad las visitas estaban limitadas, por lo general, a una vez por semana.


Educación
A partir del 1 de julio, los alumnos del primer ciclo de Educación Infantil podrán volver a las aulas, de forma voluntaria y con preferencia para aquellos cuyos progenitores deban trabajar fuera de su domicilio. Los centros tendrán que ofrecer los horarios y servicios que prestaban hasta el 11 de marzo.

Para el curso escolar 2020/2021, el retorno a la actividad lectiva presencial de los centros docentes se regirá por las condiciones sanitarias vigentes al comienzo del mismo. La Consejería de Educación y Juventud aprobará, mediante resolución, un protocolo de prevención y organización del regreso a las clases en el que se recogerán las recomendaciones sanitarias actualizadas para el inicio del curso. Dicho protocolo será supervisado por la Consejería de Sanidad.

Por lo que respecta a la etapa universitaria, el curso finalizará a distancia, salvo que sea necesaria alguna actividad presencial, en cuyo caso se deberá mantener una distancia mínima de 1,5 metros entre los asistentes o se obligará al uso de la mascarilla. Antes de que finalice el periodo de matriculación, las universidades madrileñas deberán aprobar un plan de actuación para el curso 2020/21.


Alojamientos turísticos, restauración y ocio
En locales de hostelería y restauración, entre el 21 de junio y el 5 de julio se permitirá la ocupación del 60% del aforo del interior (mesas y barra) y del 80% del autorizado como terraza. A partir del 6 de julio se podrá utilizar la totalidad de la terraza y el 75% del aforo interior.

El consumo dentro del local podrá realizarse en barra o sentado en mesa o agrupaciones de mesas, debiendo asegurarse el mantenimiento de la debida distancia de seguridad interpersonal de 1,5 metros entre clientes o, en su caso, grupos de clientes situados en la barra o entre las mesas. La ocupación máxima será de 25 personas por mesa o agrupación de mesas.

Por lo que respecta a discotecas y bares de ocio nocturno, estos permanecerán cerrados hasta el 5 de julio. Cuando se proceda a su apertura lo harán en las condiciones que la Dirección General de Salud Pública determine.

Sin perjuicio de las facultades de los respectivos ayuntamientos para reducir o ampliar el correspondiente horario de actividad, desde la fecha de entrada en vigor de la Orden aprobada y hasta el 15 de octubre de 2020, ambas fechas inclusive, el horario general máximo será de 8 de la mañana a 1:30 de la madrugada. Para ese periodo, los ayuntamientos podrán autorizar la ampliación de horario de cierre de las terrazas hasta las 02:30, en establecimientos situados en zonas no residenciales.

En cuanto a hoteles y alojamientos turísticos, hasta el 5 de julio la ocupación de las zonas comunes no podrá superar el 60% de su aforo, que podrá ser de hasta el 75% a partir del 6 de julio. Las actividades de animación o clases grupales deberán diseñarse y planificarse con un aforo máximo de 20 personas, realizándose preferentemente al aire libre y evitando el intercambio de material. Los albergues tendrán una ocupación del 50% hasta nueva indicación.


Piscinas y actividades deportivas
En cuanto a las piscinas recreativas -tanto privadas como municipales- mantendrán, hasta nueva orden, un aforo máximo del 50% (los ayuntamientos podrán regular la ocupación de las municipales), mientras que las piscinas deportivas –privadas y municipales- contarán con un aforo del 75%. A partir del 6 de julio no tendrán límite de aforo, manteniendo en las zonas de estancia la distancia de 1,5 metros entre sus usuarios.

El 1 de julio abrirán las piscinas gestionadas por la Comunidad de Madrid (M-86 Centro Deportivo, Parque Deportivo Puerta de Hierro, Instalaciones Deportivas Canal Isabel II y San Vicente de Paúl).

Hasta el 5 de julio, la actividad física y deportiva no federada y al aire libre se podrá realizar de forma individual o colectiva hasta un máximo de 25 personas a la vez. En instalaciones y centros deportivos, también al aire libre, esos grupos de 25 personas no pueden superar el 75% del aforo máximo permitido. Después no habrá límite de aforo siempre que se respete la distancia de seguridad.

Desde la entrada en vigor de la presente orden y hasta el 5 de julio incluido, se podrá realizar en gimnasios actividad deportiva en grupos de hasta 20 personas, sin contacto físico y siempre que no se supere el 60% del aforo máximo permitido. Desde el 6 de julio y hasta que la situación epidemiológica lo aconseje, dicho porcentaje se ampliará al 75% por ciento y a 25 personas.

El acceso a las instalaciones y cualquier desplazamiento por su interior debe hacerse obligatoriamente con mascarilla y no se compartirá ningún material. En los vestuarios se deberá garantizar el respeto a la distancia mínima interpersonal de, al menos, 1,5 metros.

Los organizadores de eventos deportivos deberán contar con un protocolo específico en el ámbito del COVID-19.

Los entrenamientos, competiciones o eventos de carácter regional en instalaciones deportivas podrán celebrarse con público: hasta el 5 de julio, los espectadores no superarán el 75% del aforo permitido y permanecerán sentados y distanciados, al menos, 1,5 metros entre ellos. A partir del 6 de julio, no existirá límite en cuanto al aforo, si bien se mantendrá la distancia de seguridad con un límite máximo de asistencia de 300 personas para lugares cerrados y de mil personas tratándose de actividades al aire libre. La asistencia de público de las Ligas profesionales de fútbol y baloncesto están reguladas por el Consejo Superior de Deportes.


Actividades culturales y espectáculos
Las bibliotecas, archivos, museos, salas de exposiciones y monumentos tendrán un aforo máximo del 60% hasta el 5 de julio. A partir del 6 de julio será del 75%.

Las visitas de grupos serán de un máximo de hasta 25 personas, incluido el monitor o guía. En la medida de lo posible, se evitará el uso de los elementos expuestos diseñados para un uso táctil por el visitante.

Los cines, teatros, auditorios, circos de carpa y espacios similares podrán desarrollar su actividad contando con butacas preasignadas y sin superar el 60% del aforo permitido en cada sala hasta el 5 de julio; desde el 6 de julio, el límite será del 75%.

Hasta el 5 de julio, las salas y espacios multiusos polivalentes no podrán superar el 20% del aforo permitido, que se elevará al 50% a partir del 6 de julio, siempre, eso sí, con asientos preasignados.

Por otro lado, en las plazas, recintos e instalaciones taurinas se autoriza hasta el 5 de julio la ocupación del 60% del aforo autorizado, y con asientos preasignados. A partir del 6 de julio, la ocupación máxima será del 75% del aforo, siempre que el público permanezca sentado y se cumpla la distancia de seguridad de, al menos, 1,5 metros entre asistentes o el uso de mascarilla. No se permitirá la venta de bebidas o comidas de forma itinerante dentro del recinto de la plaza y las almohadillas deberán desinfectarse después de cada uso.

Podrán realizarse rodajes en estudios y espacios privados tras la evaluación de riesgos laborales y la adopción de las medidas preventivas (en espacios públicos se requiere autorización municipal). Los recintos cerrados deberán limpiarse y desinfectarse previamente a la realización del rodaje y los equipos profesionales se reducirán a lo imprescindible.

Las fiestas, verbenas y otros eventos populares podrán reanudar su actividad cuando la autoridad sanitaria lo permita, según la evolución de la situación epidemiológica y con las condiciones que en su momento se establezcan.


Parques infantiles y actividades en la naturaleza
La Orden aprobada por el Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid permite de nuevo el uso de las zonas de juegos infantiles en los espacios públicos. Tanto los parques infantiles como zonas recreativas, pistas de skate o espacios de uso público al aire libre similares podrán estar abiertos siempre que se respete un aforo máximo estimado de una persona por cada cuatro metros cuadrados en el recinto. Sin embargo, los parques recreativos infantiles (tipo parque de bolas) no iniciarán su actividad hasta que la evolución epidemiológica lo aconseje.

Se permiten los campamentos de actividades de tiempo libre destinadas a la población infantil y juvenil (con 300 asistentes al aire libre y 75 en espacios cerrados) y se prohíbe el baño en ríos, lagos y pozas remansadas de agua dulce y no tratadas, así como en el resto de zonas fluviales, en el ámbito territorial de la Comunidad de Madrid.

La Comunidad de Madrid establece en la Orden aprobada que permanezcan clausuradas las áreas recreativas de los montes, salvo que se pueda garantizar que no se supera el 75% del aforo, así como la desinfección de merenderos, fuentes, etc. Además, se podrá controlar el acceso a aparcamientos, zonas de descanso y sendas de los espacios naturales de la región.

Por otro lado, se prohíbe el baño en ríos, lagos, pantanos y pozas remansadas de agua dulce y no tratadas, así como en el resto de zonas fluviales, en el ámbito territorial de la Comunidad de Madrid.

Las empresas de turismo activo retomarán sus actividades garantizando el cumplimiento de las medidas de seguridad, bien la distancia mínima de 1,5 metros entre los participantes o, en su defecto, el uso de mascarillas. En cuanto a las actividades en centros de interpretación o aulas de la naturaleza, los grupos estarán formados por un máximo de 25 personas.

Por otro lado, se permiten la caza y la pesca siempre que se respeten las medidas de seguridad (distancia o mascarilla). La solicitud de autorización de actividades cinegéticas con más de un participante deberá presentarse acompañada de un plan de prevención e higiene.

Centros comerciales y mercadillos

En centros y parques comerciales abiertos al público, hasta el 5 de julio, se limitará el aforo al 60% de sus zonas comunes. A partir del 6 de julio, el porcentaje de ocupación se elevará hasta el 75%.

Deberán mantenerse abiertos todos los accesos al centro comercial siempre que sea posible, a fin de evitar aglomeraciones y con el fin de limitar la permanencia en zonas comunes se desinstalarán o inhabilitarán los elementos de mobiliario que tengan una finalidad estancial, tales como bancos, sillones o similares, salvo los que sean estrictamente necesarios para atender a personas mayores o dependientes.

Los mercadillos, por su parte, tendrán un límite de aforo del 60% en la primera etapa y desde el 6 de julio se eleva al 75%. En este caso, los ayuntamientos podrán aumentar la superficie destinada al mercadillo, trasladar su ubicación, habilitar nuevos días para el ejercicio de la actividad, prever funcionamiento alterno de los puestos autorizados o ampliar horarios.

Se deberá organizar la circulación de personas y la distribución de espacios y, en la medida de lo posible, se establecerán itinerarios para dirigir el movimiento de clientes y usuarios y evitar aglomeraciones.

Además, los establecimientos y locales comerciales minoristas y de actividades de servicios profesionales abiertos al público realizarán, al menos dos veces al día, una limpieza y desinfección de las instalaciones. También deberán ponerse a disposición del público dispensadores de geles hidroalcohólicos.

 
Trabajo y medidas de higiene
El Gobierno regional sigue con las mismas recomendaciones que en toda la desescalada relacionadas con la higiene personal. Así, se deberá mantenerse una distancia de seguridad mínima de, al menos, 1,5 metros y llevar a cabo una limpieza de manos correcta y frecuente.

Todas las personas mayores de 6 años quedan obligadas al uso de mascarillas, tanto en la vía pública y transporte público como en espacios al aire libre y en cualquier espacio cerrado de uso público o que se encuentre abierto al público. En los establecimientos se promoverá el pago con tarjeta u otros medios que no supongan contacto físico entre dispositivos.

En el trabajo, la disposición de los puestos, la organización de los turnos y el resto de condiciones laborales existentes se modificarán, en la medida necesaria, para garantizar la posibilidad de mantener la distancia de seguridad interpersonal de, al menos, 1,5 metros entre los empleados.

En el caso de servicios que no permitan el mantenimiento de la distancia de seguridad interpersonal, como pueden ser las peluquerías, centros de estética o fisioterapia, se deberá utilizar el equipo de protección adecuado al nivel de riesgo que asegure la protección tanto del trabajador como del cliente, debiendo asegurar en todo caso el mantenimiento de la distancia de seguridad.

Los centros de trabajo deberán, además, realizar los ajustes en la organización horaria que resulten necesarios para evitar el riesgo de coincidencia masiva de personas. Todos los empleados tendrán que contar permanentemente en el lugar de trabajo agua y jabón, o geles hidroalcohólicos o desinfectantes.


Gestión de residuos
Los guantes, mascarillas y otros objetos utilizados como medida de protección frente al COVID-19 se depositarán en su cubo de la basura fracción resto. En hogares con algún miembro contagiado o en cuarentena, las bolsas se depositarán exclusivamente en el contenedor de dicha fracción resto.

En los centros de trabajo, edificios públicos, centros deportivos, establecimientos comerciales, de espectáculos, etc., en los que sea preceptivo el uso de elementos de protección, los EPIs (mascarillas, guantes, calzas, batas, gorros, etc.) usados se depositarán en papeleras o contenedores que se habiliten para que los usuarios procedan a la deposición de estos residuos antes de abandonar el recinto.


Período de aplicación
La Comunidad de Madrid quiere que la vuelta a la normalidad se realice de manera gradual y con la máxima seguridad y prudencia posibles. En ese sentido, apela a la responsabilidad de cada uno de los madrileños para que sigan todas las pautas de autoprotección, principalmente, el mantenimiento de la distancia social de seguridad, el uso de la mascarilla y el lavado habitual de manos, así como otras medidas higiénico sanitarias.

Esta norma se mantendrá hasta que el Gobierno de España declare la finalización de la situación de crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19 de manera motivada y de acuerdo con la evidencia científica disponible, previo informe del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias. También en función de la evolución epidemiológica, las autoridades sanitarias de la Consejería de Sanidad podrán modificar, suprimir o ampliar actuaciones.

Ante este nuevo escenario todas las consejerías, coordinadas desde el departamento de Sanidad, han participado en el texto de la nueva disposición para ordenar todos los sectores que se ven afectados por la pandemia del coronavirus desde la prudencia y también atendiendo a los intereses económicos de la región.

Las medidas previstas en esta orden serán objeto de seguimiento y evaluación continua a través de la Comisión Interdepartamental de la Comunidad de Madrid sobre el coronavirus establecida el pasado 11 de marzo. Los servicios de inspección municipales y autonómicos, según el sector de actividad de que se trate, serán los encargados de vigilar su cumplimiento.
Publicado en Noticias
Información de Europa Press.

La Comunidad de Madrid entrará en la nueva normalidad en dos etapas, del 21 de junio al 5 de julio y una segunda a partir del 6 de julio, que contempla los primeros días una reducción del aforo en espacios cerrados a un 60 por ciento y en zonas abiertas, como terrazas, del 80 por ciento.


El vicepresidente del Gobierno regional, Ignacio Aguado, en rueda de prensa conjunta con el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, ha desgranado la estrategia regional de nueva normalidad una vez decaiga el estado de alarma por la pandemia del coronavirus.

Aguado ha recalcado que del 21 de junio al 5 de julio las discotecas permanecerán aún cerradas y luego se establecerán los requisitos para que el retorno sea "con total seguridad" para trabajadores y usuarios.

Para la reapertura se acometerá el entorno de estrictas medidas de higiene, para lo cual no estarán habilitadas en ningún caso las pistas de baile y se exigirá el respeto a la distancia de seguridad interpersonal.

En esa estrategia, se establece que comercios, bares y restaurantes abrirán a partir del lunes con un 60 por ciento de capacidad y luego, a partir del 5 de julio, se establecerán ampliaciones de aforo en distinto grado. Por ejemplo, los restaurantes podrán aumentar tras el 5 de julio al 70 por ciento de capacidad del interior y hasta el cien por cien en terrazas.

Tanto la Comunidad de Madrid como el Ayuntamiento de la capital han informado que se tiene previsto aprobar una Orden, para su posterior entrada en vigor una vez publicada en el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid (BOCM). Esta normativa estará basada, principalmente, en establecer la distancia de seguridad en el exterior y las limitaciones de aforo en las zonas cerradas. Entre los temas que han abordado destacan los relacionados con este aforo, la educación, y la movilidad, en un contexto donde la responsabilidad individual, la libertad y la sensatez de comercios, empresas y ciudadanos serán claves para garantizar la seguridad.
Publicado en Noticias
Con el inicio de la nueva normalidad, desde APIEM hemos decidido retomar, el próximo 22 de junio, el formato anterior de boletín APIEM News con noticias relevantes de los fabricantes, distribuidores y otros actores destacados del sector, aunque sin abandonar toda aquella información sobre medidas económicas o sociales motivadas por la pandemia de COVID-19 que consideremos que puedan afectar o interesar a nuestros asociados.

Desde el 16 de marzo, el APIEM News Especial Coronavirus ha recogido diariamente 10 noticias de relevancia para el sector, tanto desde el punto de vista económico, como social, jurídico o sanitario. Diariamente, el equipo específico y multidisciplinar creado por la asociación ha seleccionado, buscado, filtrado, investigado acerca de aquello que creíamos podría facilitar la vida a nuestros asociados en tiempos tan complicados como los que nos ha tocado vivir.

Durante los meses de marzo y abril, correspondientes al confinamiento más duro, el boletín APIEM News Especial Coronavirus ha contado con tasas de apertura de noticias cercanas al 70%, lo que ha supuesto un gran impulso y motivación para todo el equipo en su voluntad de seguir informando y acompañando a nuestro colectivo durante la crisis generada por el coronavirus.

Desde el primer día en el que se proclamó el Estado de Alarma en España, en la asociación se hizo una importante apuesta por mantener la calidad de servicio al asociado y en tiempo récord se organizó toda una estructura telemática para seguir ofreciendo los mismos servicios habituales en remoto. Asimismo, se priorizaron los servicios de información, conscientes de la importancia de estar bien informado no solo en circunstancias excepcionales como las que vivimos actualmente sino siempre porque esta pandemia nos ha traído muchos aprendizajes y uno de ellos es que contar con datos precisos, de fuentes oficiales, eliminando los bulos y el ruido, nos hace más ágiles para tomar decisiones, acceder a ayudas y subvenciones y, en definitiva, para estar más preparados ante las situaciones. Contar con el respaldo de una asociación nos proporciona herramientas útiles para contar con este y otros muchos servicios.

Ahora es el turno de la nueva normalidad y el de compartir espacio con fabricantes, distribuidores y actores del sector. Todos ellos tienen muchas cosas que contar, han estado preparándose para este momento y desde APIEM les haremos llegar puntualmente sus novedades, decisiones, sus planes y su forma de entender este tiempo nuevo.

Queremos agradecer a todos los que nos han acompañado en estos meses su fidelidad, sus palabras de apoyo y agradecimiento, su comprensión ante los errores que hemos podido cometer y su paciencia. Sin duda, esta situación atípica nos ha demostrado que tenemos los mejores asociados que podíamos imaginar y que el eléctrico es un colectivo capaz de superar cualquier adversidad.

Gracias por todo. A partir del lunes, 22 de junio, tenemos una cita semanal con el APIEM News habitual.
Publicado en Noticias
Información de ABC.

Después de reabrir los parques de los distritos y las grandes zonas verdes de la capital, el Ayuntamiento de Madrid quitará el precinto a de las zonas infantiles a partir del próximo lunes 22 de junio. Según ha informado la vicealcaldesa de la capital, Begoña Villacís, estas instalaciones desinfectarán a diario, aunque la edil ha apelado a la responsabilidad de los padres para vigilar el uso que los niños hacen de estos espacios y que estos se laven las mano a menudo.


«El lunes abrimos los parques infantiles y lo vamos a hacer en condiciones de seguridad, como todo lo que decidimos abrir. Vamos a limpiar evidentemente de forma diaria, pero creo que también es muy importante, especialmente con los parques infantiles, que a todo lo que no llegue el Ayuntamiento tenemos que llegar los padres», ha asegurado.

Por su parte, el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha garantizado que las peatonalizaciones provisionales de una treintena de calles durante los fines de semana y festivos se mantendrán al menos durante todo el verano. Con esta medida se pretende garantizar la distancia necesaria durante los paseos de los ciudadanos.
Publicado en Noticias
Página 1 de 49


Esta Web utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su navegación, si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para buscar mas acerca del uso de cookies que usamos y como borrarlas lea nuestra Política de cookies.

Acepto cookies de este sitio